fbpx

Como conseguir una comunicación efectiva para tu negocio

Ya sea online o presencial,te encuentres en una reunión con tu cliente, con empleados o presentando tus productos/servicios… una buena comunicación clara y efectiva será la base del triunfo y del éxito para tu negocio.

Informar, transmitir, y convencer son instrumentos básicos para llegara tu cliente y conseguir tus objetivos.

Utilizar un lenguaje claro que sea acorde al contenido y al receptor será fundamental para que la comunicación se produzca de manera satisfactoria, por eso debes cuidar los siguientes aspectos.

ilustración de un emisor (pc) emitiendo un mensaje a sus receptores

Contenido del mensaje

Así se trate de una presentación comercial, una entrevista con algún cliente, una conferencia sobre nuestro producto/servicio o una publicación en tus redes sociales y web, el mensaje emitido tiene que cumplir una regla esencial: Claridad

Evita a toda costa expresar ideas confusas que puedan dar lugar a que tu público no capte el mensaje y se haga con una noción errónea de lo que quieres transmitir.

En nuestro anterior post donde hablabamos sobre como crear un buen cátalogo de producto, hablamos de la importancia de utilizar una información concreta y limpia, pues aunque nosotros conozcamos todo sobre el tema que queremos tratar y transmitir, esto no quiere decir que nuestro receptor lo sepa.

Este consejo, podemos trasladarlo a cualquier ámbito de la comunicación. Es muy importante que incluyas y expreses todos los detalles que deseas que tu público perciba. De esta forma evitarás que se pierda sobre lo que le estás contando.

Crea una estructura básica, pero ordenada. Comienza por hacer una breve introducción y resumen sobre lo que vas a tratar. Haz un planteamiento sobre el tema en cuestión, sigue por un desarrollo del mismo y termina con una conclusión.

Hombre creando un esquema de conceptos

El tono y las habilidades comunicativas

Uno de los elementos fundamentales cuando queremos comunicar algo, es tener claro el tono del mensaje.

Es necesario que conozcas con exactitud a tu público, a quien te vas a dirigir, cuales son sus necesidades. Así tu información enganchará y se adaptará perfectamente a ellos.

Por ejemplo; si el emisor del mensaje es un guía que se dirige a un grupo de escolares en el museo de el Louvre, el tono será totalmente diferente al que utilizará un responsable comercial para presentar sus propuestas de negocio a una empresa que podría convertirse en su futuro cliente, o al de un periodista en su blog sobre gastronomía Gallega.

Otro ejemplo; Las redes sociales de una cadena de gimnasios lowcost utilizarán un tono de mensaje cercano e informal diferente al tono de comunicación que utilizará un hotel de lujo en su web o social media, que será mas formal.

Comunicación presencial

Si vas a trasladar tu mensaje a presentaciones, conferencias o formaciones de forma física, es muy importante que además tengas en cuenta lo siguiente:

ejemplo de un orador en una conferencia
Orador en una conferencia
  • Utiliza un tono cercano y apóyate en el lenguaje verbal para enfatizar tus mensajes y mantener la atención de tus interlocutores.
  • Crea feedback con tu receptor, es decir, consigue que la comunicación sea bidireccional. ¡haz preguntas y deja que interactúen contigo!.
  • La seguridad en ti mism@ es muy importante, conseguirás informar y CONVENCER sobre lo que estás transmitiendo.
  • Prepara tus presentaciones. ¡Informáte e Investiga! Habla siempre sobre aquello de lo que tengas conocimiento… No querrás verte ante una pregunta que no sepas responder, o aportando algún dato erróneo que desacredite tu trabajo y esfuerzo o a tu negocio.
  • Expresa tu opinión y lo que sientes, pero hazlo siempre de una manera asertiva. Respeta siempre los diferentes puntos de vista y formas de pensar.

A veces para crear una comunicación fluída y una buena relación con nuestros receptores tendemos a introducir otros temas o llamadas de atención para que el encuentro sea mas discernido.

Esto está bien pero… ¡Consejo! Evita los siguientes temas: Fútbol, religión y política, pueden hacer que te veas envuelt@ en un debate en bucle o que tu público pueda sentirse ofendido. No quieres que tu encuentro comercial (por ejemplo), se convierta en la sobremesa de la cena de nochebuena discutiendo con tu cuñado…

¿Lo estamos haciendo bien?

Tanto si utilizas como canal la red, como si tu herramienta es la oratoria y te encuentras frente a un público de forma física, es importante que analices si tu comunicación está funcionando y si estás obteniendo respuesta.

Revisa las visualizaciones de tu web, blog y comentarios en tus redes sociales. Comprueba que estás generando un feedback favorable, que lo que estás publicando llega a tu receptor de la forma que deseas.

ejemplo de feedback

Si te encuentas frente a tu público, analiza sus gestos. Su expresión te dará pistas sobre si tus receptores captan el contenido del mensaje. Si percibes que están confusos, no cotinues, esperando a las preguntas que te puedan realizar al final. Dirígete a ellos y pregunta si necesitan alguna aclaración o si te haces entender. Conseguirás además de aclarar tu mensaje mostrar una imagen de un orad@r involucrad@ con su público.

Deja un comentario

Si continuas navegando implica que aceptas el uso de cookies. + info

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar