fbpx

¿Es mejor la cámara de un smartphone que la de una cámara reflex?

Cada día la calidad fotográfica de los smartphones aumenta exponencialmente. Disponen de zoom, modos específicos para situaciones complejas y estabilizadores de imagen casi al nivel de los mejores gimbals. Pero, ¿son tan buenos como una cámara reflex?

Vamos a hacer un repaso por los puntos principales a tener e cuenta en el momento de evaluar el usar una cámara y así podremos salir de dudas:

Calidad

La calidad de una cámara Reflex

La calidad de una cámara reflex es indiscutible, un sensor mayor siempre conseguirá más luz y más nitidez generando un menor ruido. Pero los smartphones cada vez consiguen emular mejor esta calidad. Gracias a tecnologías como la inteligencia artificial, que les permite desde hacer increíbles HDR, enfocar o desenfocar un objeto a demanda o aumentar la nitidez de una foto.

En este aspecto lo más importante es saber para que se van a utilizar las fotos. Si sólo buscas una cámara para realizar fotos que después no saldrán de tu móvil, redes sociales o incluso un pequeño marco en casa, probablemente con tu smartphone te bastará. Si en cambio buscas algo más profesional, efectos reales (no procesados por software) y ampliar tus mejores fotos necesitarás una cámara reflex o compacta con un buen sensor y lente.

Comodidad

Este es un punto muy importante, ya que, como sabrás, las cámaras réflex necesitan objetivos externos para funcionar. Esto es una ventaja ya que te permite tener desde una foto angular, en la que te entre todo el paisaje que tienes enfrente, hasta fotografiar un pájaro a metros de distancia gracias a un teleobjetivo.

El problema llega a la hora de tener que llevar todo tu equipo a una sesión o a un paseo por la naturaleza. Sin exagerar, tu cámara puede llegar a pesar más de 2kg (lo digo por experiencia ?). Para evitar esto se han buscado alternativas como las nuevas cámaras sin espejo que popularizó SONY y que las demás marcas están emulando. Pero el problema puede seguir ahí, ya que ahorrarás tan solo unos gramos. ¿Entonces como solucionarlo? Hoy en día existe una gran variedad de cámaras compactas con una calidad más que suficiente para la mayoría de usos que pesan entre 200~400gr.

Si quieres las mejores fotos y no te importa el peso, tu cámara es una reflex. Si no te importa bajar un poco la calidad para conseguir algo mas practico, una compacta. Si tus fotos no necesitan una gran calidad y lo que buscas es algo practico, muy ligero y que te sirva para casi todo tu cámara está en tu smartphone.

Redes Sociales

Han acabado siendo parte de nuestra vida, todos las usamos de una manera u otra, y en ellas acabamos publicando nuestras fotos del día a día. El mayor problema que tienen estas con nuestras fotos es su tamaño, por lo que de poco vale que tu cámara reflex sea capaz de sacar una foto de 15mb si luego al subirla a Instagam, Facebook… no pasará de unos pocos Kilobytes.

La mayor diferencia que notarás entre una foto sacada con un smartphone y una cámara digital son las herramientas (diferentes objetivos, disparar en RAW, cambiar la ISO, apertura, enfoque…) que te da una cámara reflex a la hora se sacar la instantánea.

Almacenamiento

La gestión de las fotografías de una cámara digital y la de un smartphone es muy diferente. Las cámaras digitales reflex cada vez tienen mayor conectividad. Aunque necesites una tarjeta de memoria externa puedes compartir tus fotos de tu cámara a tu ordenador o móvil sin necesidad de cables gracias al bluetooth y al wifi, aunque serán más lentos. Pero si tu cámara ya tiene unos años te tocará pasar las fotos de tu tarjeta, a tu ordenador, y luego a tu móvil si quieres tenerlas a mano.

En el caso de los smartphone es más sencillo ya que ya las tenemos almacenadas para poder compartirlas. Ademas, estos cada vez cuentan con más memoria interna o almacenamiento en la nube, por lo que evitarás tener que comprar tarjetas de memoria externa. Y, en el caso de querer imprimir alguna foto tendremos a nuestra disposición un arsenal de conectividades diferentes, ya sea mediante bluetooth, wifi, correo…

Edición

Edición de imágenes en el móvil

Si eres un aficionad@ a la fotografía, posiblemente te gusta editar tus fotos. En este punto es importante diferenciar entre fotografías sacadas en JPG y en RAW. Todas las cámaras reflex tienen la capacidad de disparar en RAW, pero no todos los smartphones pueden sacar fotografías en este formato. ¿Que ventajas tiene el raw? la capacidad de poder modificar una foto a nuestro antojo sin perder prácticamente calidad, así como un negativo de las antiguas cámaras analógicas. El mayor handicap es que después de haber editado la foto necesitamos pasarla a jpg para que ocupe menos y podamos verla en cualquier dispositivo. Además necesitaremos programas específicos (gratuitos o de pago) como Lightroom, Photoshop, Gimp o Capture one, aunque la mayoría de cámara incluyen uno propio al comprarlas.

Si tu cámara es tu móvil y no tiene la capacidad de disparar en RAW la edición no será tan «profesional» pero puedes conseguir resultados decentes para redes sociales utilizando apps de edición, entre las cuales puedes encontrar Photoshop, Lightroom, PicsArt, entre otras para Android o iOS.

En definitiva, lo más importante es que sepas que prioridades tienes y hasta que nivel quieres llegar. El precio de una reflex puede superar en mucho al de cualquier smartphone (aunque las hay de gamas medias que por menos de 500€ puedes sacar fotos increíbles) y más si empiezas a coleccionar objetivos y accesorios. Mi consejo es que empieces por algo básico, con tu teléfono, con una cámara compacta o una reflex de segunda mano, lo que te permitirá conocer tus necesidades… y de ahí puedes ir subiendo.

Deja un comentario

Si continuas navegando implica que aceptas el uso de cookies. + info

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar